woman-using-mop-to-clean-the-window-1024x682

¿Con qué frecuencia se tiene que hacer el mantenimiento de ventanas de PVC?

En varias ocasiones hemos mencionado que el mantenimiento de ventanas de PVC es súper sencillo, ya que solo es necesario pasar un paño suave para retirar el polvo. Sin embargo, es recomendable que cada cierto tiempo realices una limpieza un poco más exhaustiva, tanto en los perfiles como en los vidrios y los herrajes, a fin de extender su vida útil durante muchos años.https://player.vimeo.com/video/507783354?autoplay=1&loop=1&color=dcdcdc

Pero no hay de qué preocuparte, ya que sigue siendo una operación sencilla y que requiere de solo unos cuantos minutos, a diferencia de los marcos de acero o de madera, que incluso necesitan pintura para no estropearse con el tiempo. En este breve artículo te contamos con qué frecuencia realizar el mantenimiento de ventanas de PVC y cuáles son los pasos a seguir.

¿Por qué es importante hacer el mantenimiento de ventanas de PVC?

Una de las grandes ventajas del PVC en relación a otros materiales es que no permite la proliferación de hongos o bacterias, ni en la superficie de los perfiles ni en las cámaras interiores, ya que las juntas no tienen fisuras. Sin embargo, es posible que el polvo o el hollín presentes en el ambiente se adhieran a los marcos o a los vidrios, especialmente en zonas arenosas o campestres.

Por otro lado, el mantenimiento de ventanas de PVC es un plus que aporta atractivo a la habitación y a la vivienda en general, ya que ayudan a que el material mantenga el brillo y sea suave al tacto, permitiéndote disfrutar por más tiempo de comodidad y confort.

Limpieza del marco en ventanas de PVC

La frecuencia más recomendable para limpiar los marcos de las ventanas de PVC es al menos dos veces al año. Si pierdes ese ritmo, es probable que se acumule más suciedad de la cuenta y sea más difícil retirarla.

mantenimiento de ventanas de PVC
mantenimiento de ventanas de PVC

Solo necesitas abrir las ventanas y utilizar un pincel delgado para retirar el polvo concentrado en las rendijas. Una vez aflojada la suciedad, puedes sacudir con un trapo seco, pero lo más práctico es pasar la manguera de la aspiradora.

A continuación, mezcla un poco de detergente con agua tibia en un recipiente y limpia los marcos con un paño suave, especialmente alrededor de los bordes que dan hacia el exterior. Te aconsejamos evitar los limpiadores con químicos fuertes o productos abrasivos. De ser necesario, compra un limpiador de PVC disolvente, que puedes encontrar en cualquier ferretería.

Limpieza del vidrio en las ventanas de PVC

Para un buen mantenimiento de ventanas de PVC, el vidrio debe limpiarse de forma más frecuente. Lo ideal es entre seis y ocho veces al año. En este caso, debes frotar el vidrio con un paño húmedo para eliminar el exceso de suciedad. Luego, puedes elegir entre un limpiacristales tradicional o paños electrostáticos, que cada vez son más populares para quitar el polvo.

Si vas por lo tradicional y utilizas un limpiacristales, asegúrate de que sea un producto que no deje manchas. Puedes aplicarlo directamente sobre el vidrio y pulir con un paño de microfibra seco hasta obtener el brillo que deseas.

Mantenimiento de los herrajes

Para que el mantenimiento de ventanas de PVC sea completo, no debes olvidarte de los herrajes, ya que facilitan el funcionamiento del sistema. Estas piezas son metálicas y corren riesgo de desgastarse con el tiempo. Para evitarlo, únicamente debes aplicar unas gotas de aceite lubricante sobre las bisagras, trabas y manillas. Realiza este paso al menos una vez cada año.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Contáctanos

Queremos  darte el mejor servicio posible, por ello queremos ayudarte en lo que necesites. Solo deja tus dudas o comentarios y nosotros te responderemos en la brevedad.

¿Necesitas ayuda?